En esta casa en Tomiño, Pontevedra, nos encargaron insuflar dos viviendas contiguas, una más antigua y la otra una ampliación posterior. En ambas casas tenían demasiado calor en verano y, sobre todo, mucho frío en inverno.
×